Improvisación pura

Almanegra.2018.Madrid.web-93

Alma negra 00×00, Madrid 2018. Foto de Raúl Bartolomé

Lo que vais a presenciar ahora es pura improvisación. Nosotros improvisamos. Radicalmente. Es lo que hacemos. A propósito.

No se trata de una falta de respeto a la escena, ni al público, ni al arte. Improvisamos por amor profundo a la existencia, lanzándonos con confianza amorosa, es decir ciega, hacia el mundo donde hemos emergido al nacer. Improvisamos por devoción a los seres que amamos.

Improvisamos. Totalmente. No llevamos nada preparado. Llevamos años de preparación, décadas de entrenamiento en el vértigo, una vida serenándonos en el abismo repudiando los engaños y las verdades de connivencia.

No componemos. Ni en el instante. No vais a vernos desplegar herramientas. No construimos. No contamos historias. No hay red de seguridad. Tampoco seguimos el sentir superficial del momento. Lejos atrás hemos dejado el pueril onanismo sensorial. Ni nos entregamos alegres a los caprichos del presente. No os vamos a servir ideas, ocurrencias o conceptos por dios. Nada que entender. No vais a ver decisiones, movimientos, juegos ni danzas. Ni ejercicios, ni material, ni cualidades, ni imágenes. Ni emoción. Ni esfuerzo.
No vais a ver el trabajo. Eso seguro que no. No vais a ver el trabajo con el cual trabamos y trenzamos nuestras vidas con pasión desenfrenada.

Nosotros improvisamos.
Hemos dimitido del esfuerzo impuesto por la tribu del malvivir que exige sostener identidades, cuentos, mitos y ficciones. Repudiamos el clan que reclama sacrificios para alimentar a sus fantasías de inmortalidad, su progreso, su futuro, su terror.
Nosotros no significamos. No narramos. No convencemos. No justificamos. No ayudamos a comprender. No criticamos. No arrojamos luz. No ordenamos. No pedimos limosna ni mendigamos atención. Nosotros no creemos en el sentido, no, no apartamos la mirada del espanto que inspira esta vida sin fondo.

Eso. Eso veréis: nuestra mirada. Nuestros ojos desamparados. Nuestro miedo. El sudor en la palma de nuestras manos. Vais a ver nuestros pies sucios, nuestra miserable manera de amar, nuestro torpe intento de gritar Sí hasta los confines del universo y hasta la taciturna retaguardia celular y hasta nuestros patéticos secretos desprovistos de originalidad. Vais a ver fragilidad, vulnerabilidad, presencia, brillo, fracaso, fuerza, animales, insectos, polvo de estrellas, demonios, fantasmas, locura, belleza. Simpleza. Sencillez. Salvajismo. Saliva. Sudor. Pavor. Nacimientos, sexo, muerte, flores, dominación, escapismo. Gritos y susurros.

Nosotros improvisamos. La vida es corta y las mentiras pesan.
Vais a ver sacudidas entre escombros. Orgasmos en el lecho del caos. Suspiros en el oído de un ángel. El demonio cogido a la garganta. Improvisación.

Esta entrada fue publicada en Ideas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Comenta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s